top of page
  • nuevafotografiacol

Leo Matiz: El fotógrafo aventurero

Por Pilar Suescún-Monroy


Leonet Matiz Espinosa, más conocido como Leo Matiz, fue uno de los más destacados fotógrafos de nuestro país. Nació en 1917 en Rincón Guapo, una pequeña aldea de Aracataca; su trabajo como fotógrafo cuenta con amplio reconocimiento a nivel internacional.


Leo inició su trabajo como caricaturista en la revista Civilización de Barranquilla, siendo aún un adolescente. A finales de 1933 viajó a Bogotá, en donde logró publicar sus caricaturas en varias revistas. Ingresó al periódico El Tiempo, y allí empezó su trabajo en la fotografía de forma empírica por solicitud de Enrique Santos Molano, consolidando paulatinamente una reputación de reportero atento a los hechos.



Leo Matiz. Tomada de https://www.banrepcultural.org/bogota/actividad/la-vida-la-obra-y-la-fama-de-leo-matiz


Fotógrafo viajero


Su espíritu aventurero lo llevó a recorrer el mundo. En 1940 puso en marcha un recorrido a pie por Centroamérica hasta México, en dónde se estableció y vivió hasta 1947. En México, Leo trabajó en revistas como Hoy, Nosotros y Así, pero el reconocimiento de la prensa y de círculos críticos más exigentes, llegó con las fotografías tomadas en la cárcel de Mazatlán sobre las condiciones de los reclusos.


Leo se acercó a la industria cinematográfica mexicana y trabajó como fotógrafo de rodaje junto a Gabriel Figueroa y Manuel Álvarez Bravo, captando con su cámara personajes como Dolores del Río, Janice Logan, Cantinflas, Esther Williams, Gloria Marín, Fernando Soler, María Félix y Luis Buñuel.


El trabajo de Leo Matiz en México fue tan destacado que en 1945 fue reconocido como el mejor reportero gráfico de ese país por su “sentido artístico y humano, poco practicado en el medio”.


Leo también fue cercano a los pintores y muralistas mexicanos, y sería precisamente un desacuerdo con Siqueiros lo que lo llevo a salir de México con destino hacia Nueva York, para trabajar con Pix Corporation y las revistas Life y Norte.


En 1948, la revista Life envió a Leo a cubrir la IX Conferencia Panamericana, por lo cual pudo registrar los hechos ocurridos en el Bogotazo, resultando herido en medio de las revueltas. Terminando ese mismo año fue enviado a Palestina como observador de las Naciones Unidas y finalmente en 1951 volvió a Bogotá.


Frecuentó la vida bohemia de los cafés del centro capitalino, en donde departió con poetas, artistas e intelectuales célebres del siglo XX. En 1951 fundó en Bogotá la Galería de Arte Leo Matiz, donde se realizó por primera vez una exposición del para entonces joven pintor Fernando Botero. Este lugar se volvió epicentro de la vida cultural bogotana, y fue frecuentado por personajes de la época como León de Greiff, Jorge Zalamea y Gabriel García Márquez.


Finalizando la década del 50, colaboró con varias revistas venezolanas y en 1961 hizo reportajes sobre Perú y Chile por encargo del Saturday Evening Post. Su obra ha sido expuesta de forma retrospectiva en exposiciones como el Primer Salón de Fotografía de Caracas, las muestras en el Museo de Arte Moderno de Bogotá en 1988, y en el Museo La Tertulia de Cali y en el Ateneo de Caracas.


La primera muestra de la obra de Leo Matiz en Europa fue hecha en 1992 en Milán, con la curaduría de la hija de Leo, Alejandra Matiz, junto a Noris Lazzarini. Dos años después, el Centro Internacional de Fotografía de Nueva York rendiría homenaje al trabajo de este importante pionero latinoamericano.


Leo Matiz falleció en Bogotá en 1998 a la edad de 81 años. Su archivo es custodiado por la Fundación Leo Matiz, entidad sin ánimo de lucro fundado por la hija del fotógrafo, Alejandra Matiz, y por el periodista y escritor Miguel Ángel Florez.


Parte de la obra de Leo también se puede ver en el Fondo Leo Matiz del Archivo de Bogotá, conformado por 2371 imágenes digitales en formato JPEG de fotografías realizadas en los 30 y los 50 sobre las calles, la arquitectura, el aeropuerto El Dorado y el de Techo, “El Bogotazo”, la vida cotidiana de la sociedad colombiana; políticos, presidentes y personajes de la vida pública.


Leo Matiz es uno de los grandes protagonistas de la historia de la fotografía de nuestro país y de Latinoamérica. Su espíritu libre y aventurero lo llevaron a recorrer nuestros territorios y dejarían su enorme legado como parte de nuestra memoria colectiva. Conocer su historia y sus imágenes son una forma de mantener vivo ese espíritu, que se siente aún latente en cada fotografía.




https://archivobogota.secretariageneral.gov.co/sites/default/files/fondo_documental/20.%20Gu%C3%ADa%20Leo%20Matiz.pdf


https://archivobogota.secretariageneral.gov.co/noticias/siglo-leo-matiz-100-fotografias-del-archivo-bogota


24 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page